Huevos con ratatouille

por Loleta

 

Comensales: 3 personas

Tiempo: 25 minutos

 

Hojaldre Vegetariano

INGREDIENTES

1 cebolla picada
2 dientes de ajo picados
1 berenjena cortada en cubos
1 calabacín cortado en cubos
un puñado de tomates cherry cortados por la mitad
1/2 pimiento rojo picado en cubos pequeños
sal y pimienta
3 huevos
1 bouquet garni con un poco de romero, albahaca y una hoja de laurel.
Unas hojas de albahaca fresca para decorar

 

PREPARACIÓN

 

Empezamos la receta de los huevos ratatouille lavando y cortando las verduras en pequeños cubitos del mismo tamaño.

En una cacerola pochamos en aceite la cebolla, el pimiento y el ajo, y una vez tiernos añadimos la berenjena y el calabacín y rehogamos durante un par de minutos. 

A continuación agregamos el tomate y el bouquet garni y tapamos para que cueza hasta que las verduras estén tiernas. Entonces retiramos el bouquet.

Cascamos tres huevos encima y dejamos que cuajen con el propio calor que desprenden las verduras durante cinco minutos u horneamos durante cuatro con el horno precalentado a 200 grados.

Se sirve con crestones de pan frito y decorado con unas hojitas de albahaca fresca.

 

 

HISTORIA

 

¡Me encanta París!, sí, lo se, soy poco original pero de verdad que es una de esas ciudades por las que renunciaría a viajar a otros sitios nuevos, siempre quiero volver. Pasear por sus elegantes calles, por la orilla del Sena, sentarme en un café de esos llenos de mesas pegadas las unas a las otras y ver pasar a la gente, escuchar sus conversaciones... podría asegurar sin equivocarme que no hay nada que no me guste de París. 

Tampoco puedo obviar su gastronomía, la cuna de la Nouvelle Cuisine, pero más allá de eso adoro los nombres de los platos puramente franceses. La musicalidad del idioma trasladado a una pequeña obra de arte emplatada convierte cada comida gala en un placer para el gusto y el oído.

No lo puedo evitar: vichyssoise, escargot, crepe, raclette...arrastrando siempre mucho la erre, convirtiéndola casi en una jota, dejando flotar en el aire la última e, haciendo de cada sílaba una nota musical. Uno de los nombres que más me gustan es ratatouille, la palabra y la receta de los huevos ratatouille que tampoco se queda atrás. Me encanta prepararlos y trasladarme a París a cada bocado. Para beber siempre Coca-Cola, siempre, que es la que me da la energía suficiente para seguir ideando platos nuevos inspirados en la ciudad del amor. 

Contenido producido por Canal Cocina