DADAÍSMO

 

Irreverent Ginger Ale, tan arriesgado como rompedor,

bien podría haber inspirado las grandes obras del Dadaísmo.

 

 

Un mixer dispuesto a romper con todos los códigos establecidos en el mundo de los combinados no podría pasar desapercibido en la época del Dadaísmo.

Ni artístico, ni literario, ni poético. Irreverent Ginger Ale cuestiona todo lo que has conocido hasta ahora, y sobretodo, la existencia de las mezclas que ya has probado.

Como el Dadaísmo, dice adiós a cualquier tipo de tradición y pide a gritos un cambio revolucionario. ¡Que comience la libertad! Que cada uno decida su propio mix de manera espontánea y, por qué no, contradictoria.

Y que reine el caos en la coctelera. Dejemos que la perfección se quede donde tenga que estar: Muy lejos del dadaísta Irreverent Ginger Ale.

Atrévete a experimentar la unión entre dulzor y acidez y sacar todo su potencial sin instrucciones, pero siguiendo una única regla: En tu copa no hay reglas.