Fiestas populares de España

 

Con la llegada del verano, las calles y plazas de gran parte de las ciudades españolas acogen algunas de las fiestas más importantes de todo el país. En este artículo vamos a hacer un repaso de las diferentes fiestas populares recomendadas por la web especializada en viajes Skyscanner. Todo un abanico de alternativas para aquellas personas que aprovechen la temporada estival para que de la mano de una Coca-Cola bien fresquita, puedas conocer algunas de las fiestas con mayor arraigo de los pueblos españoles.

 

La semana grande de Santander

 

Muchos son los pueblos y ciudades que celebran durante el verano su "Semana Grande", pero si hay una a la que no se puede faltar es a la que tiene lugar durante la primera quincena de julio en Santander. Durante quince días, la capital cántabra se convierte en un centro de referencia para los amantes de la gastronomía y los planes de verano. Además, estas fiestas que comienzan con su tradicional chupinazo se complementan con diferentes desfiles tradicionales.

 

La batalla naval de Vallecas

 

A falta de mar, los vecinos del barrio madrileño de Vallecas han ideado esta divertida manera de hacer frente al calor que se sufre en la capital de España. Cada 22 de julio, los vallecanos se dan cita, y armados con bañador y pistola de agua emprenden una espectacular batalla de agua en la que quedar seco es una utopía. Una fiesta ideal para un verano sin playa.

 

 

Fiestas del Apóstol Santiago

 

También en el mes julio, durante los días 24 y 25, Santiago de Compostela se viste de gala para celebrar el día de su patrón. Conciertos, pirotecnia, desfiles o degustación de platos tradicionales son algunas de las actividades que se realizan.

 

El fin de año granadino

 

Aunque te pueda parecer inverosímil, el pueblo de Bérchules (Granada) celebra durante el primer fin de semana de agosto esta particular fiesta de fin de año. La tradición se remonta a 1994, año en el que debido a un apagón impidió a estos simpáticos vecinos celebrar la Nochevieja en la fecha adecuada. Desde entonces prometieron que no volverían a perderse esta fiesta y se ha convertido en uno de sus planes de verano.

 

El descenso del río Sella

 

Por supuesto, la fiesta y el deporte no son incompatibles. Si no lo crees, debes ir a Ribadesella donde cada verano se celebra el descenso internacional del río Sella, una competición en la que se dan cita centenares de piragüistas profesionales y amateurs que culmina con una degustación de platos típicos asturianos.

 

La feria de Málaga

 

Uno de los eventos festivos más concurridos del verano es la feria de Málaga. Música flamenca, casetas, caballos, vino, atracciones, tapas y conciertos hasta bien entrada la madrugada es solo un adelanto de lo que encontrarás si acudes a la capital malagueña durante su semana de feria.